La Sonrisa de un Niño - Málaga

Algunos consejos

El motivo principal por el que los niños vienen a España, es porque su país sigue estando contaminado y los niños necesitan respirar aire limpio y comer alimentos sanos para aumentar sus defensas, así de esa forma cuando regresen a su país, su organismo tendrá más fuerzas para combatir la contaminación existente y tendrán un futuro más esperanzador.

El papel más importante de la familia acogedora es proporcionar al niño bielorruso un cuidado cariñoso en un entorno estable, necesitan aire fresco y limpio, así como el cariño para sentirse como en su casa en un país extranjero y tan distinto del suyo.

No hay duda de que los auténticos placeres para estos niños en España van a ser las cosas más simples, y de las que en su país están limitados. Normalmente les gusta nadar, montar en bicicleta, utilizar el ordenador y ver la tele.

A LA LLEGADA.

La mayoría de los niños vienen muy cansados. Puede que sea su primer viaje fuera del país y debido a la distancia es muy duro para sus cuerpos.

Traer regalos, es una parte importante de la cultura bielorrusa, y los niños siempre vienen con algo especial para sus padres acogedores. Una vez en casa el niño querrá deshacer la maleta. En la mayoría de los casos lleva más regalos que ropa y quiere darlos a sus anfitriones inmediatamente.

Si la llegada se realiza durante el día puede que no tenga ganas de dormir. Si la llegada es durante la noche, pregúntale si tiene ganas de comer y si no es así no te preocupes, enséñale su dormitorio y a la cama.

Si es un niño pequeño puede que añore a su madre y que llore la primera noche, consuélalo lo mejor que sepas, como si de tu hijo se tratase y por la mañana llama a alguna de las monitoras por teléfono, para que hable con el niño y te ayude a tranquilizarlo. Si vives cerca de alguna de las monitoras hazle una visita y la solución será más eficaz.

DURANTE LA ESTANCIA.

No quieras dárselo todo el primer día, dosifícalo, y no lo acostumbres a recibir muchos regalos. No deben manejar mucho dinero. Si lo acostumbras desde el principio a recibir regalo, dinero, helados, chucherías, ropa cara, etc.. Llegará un momento en el que piense que eso es normal y si dejas de dárselo, puede que te lo pida y eso a ti puede que no te guste.

Enséñale donde se deposita la ropa sucia y observa si te da la ropa interior, sobre todo las niñas le da vergüenza entregar la ropa interior y la guardan en su maleta, si eso es así consulta con una de las monitoras.

Si tienes hijos, debes tratarlo igual que a los tuyos, reparte el cariño entre todos ya que tus hijos pueden tomar celos de ellos y podéis pasarlo mal. Debes hacer que colabore en las actividades de la casa igual que los demás, ellos en su casa también colaboran en las actividades, ya que sus padres trabajan generalmente los dos.

Si tienes algún tipo de problema con el niño debes consultarlo con la monitora para que te ayude a solucionarlo ya que lo que para ti puede ser muy complicado para ella puede ser algo muy simple. No dejes pasar el tiempo porque al principio suele ser más fácil solucionarlo.

El clima de su país es muy distinto del nuestro, a pesar de ser un clima mucho más frío pude que por la noche tenga frío, ya que no están acostumbrados a la diferencia de temperatura entre el día y la noche que hay en nuestra ciudad.

Protégelo del sol, sobre todo al principio, ya que su piel suele ser mucho mas clara que la nuestra y podrían quemarse.

Debes procurar que participen en las actividades programadas para ellos, ya que además de disfrutar mucho de ellas, se relacionan con los demás niños de su país que hablan su lengua. Ten en cuenta que en tu casa no pude comunicarse apenas por el problema del idioma.

No te moleste que durante las actividades no te haga mucho caso a ti y a los tuyos, es normal que quiera relacionarse con los que hablan su mismo idioma. Cuando la actividad termine todo volverá a ser como era.

LA ALIMENTACIÓN.

No te preocupes si el primer día no quiere tomar leche, ya que en su país no toman mucha leche, pero debes de acostumbrarlo poco a poco a tomarla, prueba a dársela con un poco de cacao.

El pescado es otro alimento que en su país no lo hay, solo comen peces secos de río, parecido a las sardinas arenques, por lo que puede que al principio no lo quieran.

El jamón para ellos es carne cruda ya que en su país no existe y el olor del queso no les gusta, dicen que huele a pies.

A pesar de todo, procura que el niño coma de todo, igual que los demás y no lo acostumbres a hacerle una comida especial para él porque terminará comiendo todos los días patas frita, huevos y filete, lo cual no le conviene.

OTROS DOCUMENTOS.

Carta de Alena
Por qué Bielorrusia
Vocabulario Ruso de Matrioska
Guia Acogida 2006

650 377 766

La asociación La Sonrisa de un Niño se dedica principalmente a la acogida temporal de niñ@s bielorrusos afectados por el desastre nuclear de Chernobyl.

Formulario de Contacto

Campo obligatorio

4 + 1 =

La Sonrisa de un Niño – Málaga | 2019 Todos los derechos redervados